La boda de María y Joaquín en Valencia

María y Joaquín se casaron el 18 de enero de 2020, en una preciosa boda de invierno, de las últimas que hemos podido ver sin las restricciones ocasionadas por la pandemia.

Ellos se conocen desde la universidad. Vivieron su noviazgo a distancia hasta que, en febrero de 2019 volvieron a Valencia y, en junio, Joaquín le pidió matrimonio a María

“Creo que relación la distancia durante esos años, en nuestro caso, sirvió para hacernos fuertes y constantes. Nunca dejamos de intentar vernos todos los segundos posibles. A pesar de estar empezando en nuestras carreras profesionales, siempre nos esforzamos mucho por compartir tiempo de calidad. No diré que fue fácil, ni que nos ayudó la distancia, simplemente nosotros sabíamos lo que queríamos, nos queríamos, y trabajamos mucho para hacerlo funcionar” nos cuenta ella.

Para su “día B”, María se puso en manos del diseñador Jesús Peiró. Sus zapatos de terciopelo azul fueron de Solepiel y, sus joyas, fueron unos pendientes de Moret Joyeros y el anillo de compromiso, de Vicente García Joyeros, que contiene una inscripción interior “todo va a más y tiende a la plenitud”. Su ramo fue obra de Flores la Tartana, quienes también se encargaron de la decoración floral de los espacios.

Bigudíes se encargó del peinado de la novia, y Bego de Bobbie Brown de su maquillaje.

Joaquín llevó un chaqué de Foraster.

Senchermes se encargó del reportaje fotográfico de la boda.

A las doce de la mañana, la pareja celebraba su enlace en la Iglesia del Patriarca, en Valencia. María recuerda con especial cariño el momento de entrar a la iglesia, cuando su abuela materna le gritó “guapa”, y ella retrocedió para abrazarla.

Tras la ceremonia, la pareja y sus invitados se dirigieron a Campo Aníbal para la celebración.

María recuerda cómo uno de los momentos más especiales del día fueron los treinta minutos en coche que compartieron ella y Joaquín de camino a la masía: “Este momento no es el habitual, pero, si tuviera que quedarme con uno, lo escogería. Fue nuestro momento de estar juntos y estar solos: comentamos la ceremonia, nos reímos, preparamos para lo que venía y repasamos mentalmente los bailes”.

Mª Jose, de Doseme, prima de la novia, fue un pilar muy importante para los novios en la organización de la boda. “Mis abuelos maternos se dedican al cultivo de naranjas. Queríamos que la naranja formara parte de nuestra boda, de hecho, la cartelería tenía naranjas: nuestras invitaciones, hechas por Doseme, la llevaban y los nombres de las mesas eran nombres de los huertos de mis abuelos. Este gesto no era solo como homenaje a la tradición valenciana, sino también como un reflejo de cómo el esfuerzo al que mis abuelos han dedicado su vida ha conseguido, con humildad y sacrificio, llevarnos a donde estamos ahora” explica María.

Durante el cóctel, los invitados pudieron disfrutar de las canciones de los Beatels interpretadas por The Blisters.

La pareja entró al banquete con la canción “Don’t stop me now”, de Queen.

Para el baile, escogieron una canción de Manel, Captatio Benevolentiae. “Siempre la bailábamos en Barcelona los domingos antes de irme, por el significado que tiene. La letra hace un repaso por lo que sería una buena vida feliz a lo largo de la vida de una persona, lo que nos hace ser buenos y grandes dejando huella, y que cuando crees que no puedes más, siempre puedes con todo” explica la novia.

Alkilaudio se encargó de poner la música en la fiesta.

Tras la boda, María y Joaquín disfrutaron de su luna de miel: un Safari en Kenia y unos días de relax en Seychelles.

Categorias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Bienvenida al blog de Una Invitada con Estilo. Un blog de inspiración para novias que sueñan con una boda personal y con encanto, para invitadas con estilo que disfrutan creando sus looks y siguiendo las tendencias, y para todas y todos los enamorados del mundo de las bodas. Un espacio creado y cuidado cada día desde el corazón. ¡Espero que lo disfrutes!

Newsletter​